lunes, 23 de mayo de 2016

Pastelitos de arroz jazmín con verduras



Estos deliciosos pastelitos, porque os aseguro que lo están, en casa es que nos encantan. Y no son otra cosa que un pudin, con una consistencia casi de soufflé, además muy sencillos de preparar, ligeros y agradecidos, pues siempre salen bien y son todo un éxito. 

En esta ocasión como en muchas otras, he utilizado arroz jazmín que le va divinamente a esta receta por su rico aroma y sabor. En lugar de huevos he utilizado claras pasteurizadas, además de otros ingredientes que enseguida veréis, por lo que resulta ideal para el veranito y para dietas de adelgazamiento.

Sin más dilación, vamos con ellos.


Ingredientes para 12 unidades de pastelitos u 8 de moldes para soufflé:

Medio litro de leche sin lactosa o leche de soja.
Doce claras de huevo pasteurizadas.
Una taza de arroz jazmín cocido al punto, aproximadamente 250 gr. Ver receta AQUÍ.
Tres rebanadas de pan de molde sin corteza.
Dos zanahorias medianas tiernas.
150 gr. de guisantes frescos o congelados.
Una cucharadita de café de cominos molidos.
Una ralladura generosa de nuez moscada.
Una cucharadita de café, de levadura química.
Pimienta blanca molida, cantidad al gusto.
Media cucharadita de café de ajo en polvo.
Aceite de oliva suave.
Pan rallado
Sal.


Preparación:

Pelamos las zanahorias, las lavamos y las ponemos a cocer enteras en agua hirviendo con sal, cuando estén tiernas pero al dente, las sacamos y las ponemos en un cuenco con agua con hielo para cortar la cocción. En la misma cazuela cocemos ligeramente los guisantes, unos 3 minutos aprox. escurrimos y ponemos en el cuenco con hielo.

Una vez todo frío escurrimos y cortamos las zanahorias en daditos, lo reservamos todo. Ponemos en remojo el pan con la leche y  un cazo alto o en la batidora ponemos las claras de huevo, junto con el comino, la nuez moscada, el ajo en polvo, lo salpimentamos al gusto y las batimos hasta que estén espumosas.


Precalentamos el horno a 180º arriba y abajo, poniendo una bandeja con agua. A continuación trituramos el pan con la leche, añadimos las claras batidas, incorporamos el arroz, lo batimos ligeramente y agregamos los guisantes y las zanahorias. 

Untamos los moldes con aceite de oliva, espolvoreamos con el pan rallado sacudiendo el exceso, los vamos rellenamos tres cuartas partes con la masa, les damos unos golpecitos para que se asiente todo, las horneamos al baño María durante 45 minutos a 170º.


Pasado ese tiempo sacamos y los servimos recién hechos si hemos utilizado moldes para soufflé. Si utilizamos los de pastelitos como en el caso de las fotos esperaremos a que estén tibios para desmoldarlos, acompañados de quesos rallados de nuestro gusto. Aunque también podemos servirlos fresquitos, pero no fríos y acompañados de ensalada, mahonesa u otra salsa de nuestro gusto y ya los tenemos listos para disfrutar!!!

Veréis que suben muchísimo, pero al poco de sacarlos bajarán, os recomiendo comerlos calientes, porque aunque fresquitos están super ricos, tibios o recién hechos son una auténtica exquisitez!!

Espero que os gusten!!!
Bon profit, buen provecho..!!!


2 comentarios:

  1. Me encanta la receta, perfecta para acompañar cualquier plato y quedar como una reina.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa!!! Es ideal como guarnición o como entrante, resulta tan gustosa y ligerita que va bien con todo.
      Besos y buenas noches!!

      Eliminar

Bienvenidos a mi blog de recetas veganas y vegetarianas. Gracias por vuestras visitas y comentarios, si tenéis alguna duda, me podéis encontrar en https://www.facebook.com/Vegetariandovoy