lunes, 13 de junio de 2016

Empedrat vegetariano



Esta receta de hoy, es mi versión vegetariana de uno de los platos más tradicionales y conocidos de la cocina catalana, el empedrat o empedrado. Que no es otra cosa que una exquisita ensalada de judías/alubias blancas, con pimientos, tomates, etc. y un rico aliño con aceite de oliva virgen extra. Hay variantes con garbanzos o lentejas, pero la receta original y más conocida es con judías blancas y para mi la más deliciosa. 

Las judías secas, no son otra cosa que las semillas de dicha planta, pero una vez rehidratadas tienen 10 veces más calorías que las verdes, por lo tanto proporcionan mucha energía. Pero no son recomendables para dietas sin carbo hidratos, pero si de adelgazamiento, ya que son muy bajas en grasas. Además son altas en fibra y sodio, por lo que son ideales contra la retención de líquidos, el colesterol y diversos problemas digestivos.

Y como ya tenemos encima el veranito, al menos los calores en España ya han llegado, apetecen platos fresquitos y las legumbres son ideales para estos platos en frío, además muy saludables, recomendables y tradicionales de la dieta mediterránea. Así que nada mejor que esta rica, refrescante y nutritiva ensalada. 

Y vamos con la receta, que es muy sencilla pero deliciosa.

Ingredientes para 6 comensales:

Dos botes de judías blancas cocidas de calidad, aproximadamente 800 gr. escurridos.
Una cebolleta fresca mediana.
Un pimiento verde pequeño, tipo italiano.
Un trozo de pimiento morrón/rojo, la mitad si es pequeño.
Dos tomates maduros medianos y que estén prietos.
Cuatro huevos cocidos.
Olivas negras de Aragón, cantidad al gusto.
Aceite de oliva virgen extra.
Una cucharadita de postre de orégano fresco o seco.
Vinagre de manzana u otro que sea suave.
Sal.


Preparación:

Lavamos las judías envasadas bien con agua fría, las escurrimos y ponemos en un cuenco grande. Cortamos no muy pequeño la cebolleta pelada, junto a los pimientos y los tomates previamente lavados y los añadimos a las judías. 


Pelamos los huevos cocidos, los cortamos de igual forma y los agregamos al cuenco, espolvoreamos con el orégano, sazonamos y aliñamos con un buen chorro de aceite de oliva y vinagre al gusto. Tapamos y dejamos reposar tapadas, al menos dos horas en el frigorífico.

Servimos bien fresquita o bien a temperatura ambiente, decoramos con las olivas negras de Aragón, una pizca más de orégano, un buen pan y ya la tenemos listas para disfrutar!!!


Este plato nos puede aguantar tres días bien tapado y en el frigorífico perfectamente tres días y al vacío una semana tranquilamente y todavía estará más rico, pues se mezclan los sabores y es una delicia.

Espero que os guste!!!
Bon profit, buen provecho..!!!


4 comentarios:

  1. Hola Mina, me viene de perlas tu receta ya que esta semana tenía pensado hacer una ensalada de judías y no tenía muy claro el cómo. Me encanta la composición de este empedrat y me lo llevo para ponerlo en práctica. ¡Muchas gracias y feliz semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jose Manuel!!! Está super rica y resulta muy ligera, la receta original lleva dos ingredientes más, que casi seguro sabes cuales son...jejejee ;)
      Besos y feliz semana!!

      Eliminar
  2. Que buena pinta Mina!!
    Un plato perfecto par el verano, buena receta.
    Un besito :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa!!! Es un plato muy antigüo y tradicional de la cocina catalana, además lleva bacalao y atún, pero esta es la versión vegetariana que está también de lujo.
      Besos y feliz verbena!!

      Eliminar

Bienvenidos a mi blog de recetas veganas y vegetarianas. Gracias por vuestras visitas y comentarios, si tenéis alguna duda, me podéis encontrar en https://www.facebook.com/Vegetariandovoy